La primavera a El Querol

 

Entoma la llovizna